Compartir

Cuando tu querido amigo peludo comienza a enseñarte sus dientes o gruñirte, puede ser una experiencia desconcertante. Estás aquí porque te has encontrado diciendo: “Mi perro me gruñe o me enseña los dientes. ¿Qué hago?” Antes de tomar decisiones apresuradas, respira hondo y sigue leyendo. Te prometo que antes de terminar este artículo, entenderás mucho más sobre este comportamiento y te sentirás más capacitado para lidiar con la situación.

En cualquier caso, se trata de una forma de comunicación, el perro nos quiere dar a entender alguna cosa.

¿Por qué mi perro me gruñe o me enseña los dientes?

No es inusual que los dueños de perros en Barcelona y en todo el mundo se enfrenten a este comportamiento. Las razones pueden ser variadas y, a veces, un poco difíciles de descifrar. Puede ser miedo, dominancia, dolor o incluso jugar. EducaGos, uno de los más renombrados adiestradores caninos en Barcelona, ha ayudado a muchos propietarios de perros a entender y abordar esta conducta.

Entender el lenguaje canino

El gruñido y el enseñar los dientes son formas de comunicación para los perros. A menudo, es una señal de advertencia. Antes de corregir el comportamiento, es crucial entender su causa. Imagina si tu perro simplemente te estuviera diciendo: “He, eso me duele” o “Necesito espacio”. Sería una lástima malinterpretar esos mensajes, ¿verdad?

¿Es siempre una señal de agresión?

No necesariamente. Aunque puede ser una señal de advertencia, no siempre significa que el perro vaya a atacar. En muchos casos, solo está tratando de decirte que algo le molesta. Y aquí es donde un experto en adiestramiento canino, como EducaGos en Barcelona, puede ayudarte a entender y manejar adecuadamente la situación.

¿Qué debo hacer si mi perro me gruñe o me enseña los dientes?

Ahora que hemos comprendido la importancia de entender el comportamiento, veamos algunos consejos generales:

  1. Mantén la calma: No grites ni castigues al perro. La agresión solo engendra agresión.
  2. Espacio y tiempo: Dale a tu perro algo de espacio y tiempo para calmarse.
  3. Busca ayuda profesional: Si no estás seguro de la causa o cómo manejar la situación, es una buena idea buscar la ayuda de un profesional, como EducaGos.

¿Cuál puede ser la causa del gruñido o de enseñar los dientes?

1.      Gruñido por dolor

En ocasiones no somos conscientes de que nuestro perro está enfermo o se ha dado un gran golpe y siente dolor.

Evidentemente nosotros seguimos acariciándolo como hemos hecho siempre, pero él nos responde con un gruñido o nos enseña los dientes.

Por lo que debemos acudir a nuestro veterinario de confianza, para que le haga una exploración exhaustiva, esta sería la forma de saber si se trata de un gruñido por dolor o por el contrario por un tema emocional.

2.      Gruñido por tema emocional

Una vez que ya hemos descartado el tema de la enfermedad o el dolor por una contusión, solo nos queda el tema emocional.

Aquí la cuestión puede ser muy amplia y siempre debe ser tratado con la ayuda de un profesional en modificación de conductas caninas.

Diferentes tipos de gruñido por motivos emocionales

Uno de los motivos más habituales por los que los perros nos gruñen es por la posesión de recursos, es decir, por que protegen algo que consideran suyo, ya sea un juguete o la comida, por ejemplo.

  • También puede gruñirnos porque no hemos trabajado correctamente las manipulaciones, como el cepillado, el baño o el corte de uñas entre otros, durante el proceso de socialización del cachorro.
  • Un caso poco frecuente pero que me lo he encontrado en varias ocasiones es que el perro enseña los dientes porque lo acariciamos, si como lo oyes.

Hay perros que no les gusta el contacto físico y lo muestran gruñendo o enseñando los dientes.

  • Otro tipo de gruñido es durante los juegos, si se trata de juegos de estirar entre tu y el, es un gruñido de juego y no implica ninguna amenaza o advertencia.

Ahora bien, si él está protegiendo sus juguetes y gruñe o enseña los dientes, esto si es una señal de amenaza y hay que tenerla muy en cuenta.

  • Tu perro también puede gruñir por ansiedad por separación, cuando ve que te estas preparando para salir puede usar esa conducta para llamar tu atención.
  • El gruñido por la manipulación de los niños, en ocasiones hay niños muy bruscos y a muchos perros eso no les gusta. Tirones del pelo o de las orejas, el rabo etc. Aquí hemos de ser cuidadosos y educar a los peques de la casa, ya que el perro podría llegar a morderles.

Que hago si mi perro me gruñe

Una vez bien identificado el tipo de gruñido, tenemos que actuar, pero ¿cómo?

  1. Evita situaciones conflictivas con tu perro y con la ayuda de un profesional de la educación canina, traza un plan de trabajo para ir solucionando este tipo de situaciones hasta que dejen de ser conflictivas o si es un caso muy severo hasta que dejen de ser peligrosas.
  2. Nunca castigues o riñas al perro por ese tipo de conducta, en la mayoría de los casos es muy contraproducente, y lo más probable es que el gruñido aumente.
  3. No ignores la conducta del gruñido de tu perro, el perro puede entender que tu no comprendes lo que te está comunicando y puede subir el nivel de amenaza y llegar a morderte.

En el post Porqué y como usar un transportín para perros, te explico como el transportín para perros puede ser una muy buena herramienta, para muchos de los casos que te he expuesto en este artículo, que espero sea de utilidad si te encuentra en alguna de las situaciones que he comentado.

EducaGos: Tu guía en el mundo del adiestramiento canino en Barcelona

En EducaGos, nos enorgullecemos de ser más que simples adiestradores. Somos amantes de los perros que entienden sus emociones y comportamientos. Si alguna vez te encuentras diciendo: “Mi perro me gruñe o me enseña los dientes, ¿Qué hago?“, sabes que estamos aquí para ayudarte.

Ahora, es posible que te preguntes, ¿Qué sigue después de leer este artículo? Si bien este no es un tutorial ni una guía completa, te hemos proporcionado un vistazo inicial para comprender este comportamiento en tu perro. Sin embargo, cada perro es único, y lo que funciona para uno puede no funcionar para otro. Es por eso por lo que, cuando se trata de la felicidad y seguridad de tu mascota, nunca está de más tener a un experto a tu lado.

Por último, si alguna vez sientes que este comportamiento se está convirtiendo en un problema mayor, o simplemente quieres aprender más sobre el fascinante mundo del comportamiento canino, EducaGos Barcelona está a solo una llamada de distancia.

Recuerda, el amor, la paciencia y el entendimiento son clave en la relación con tu perro. Con el apoyo adecuado y el conocimiento, puedes garantizar que tú y tu perro tengáis una relación armoniosa y feliz.

Y por supuesto que en EducaGos Barcelona estamos para ayudarte.

¿Entonces, qué sigue? Bueno, eso te lo contaré en la próxima entrada de nuestro blog. Mantente sintonizado y, mientras tanto, sigue amando y cuidando a ese amigo peludo. ¡Hasta la próxima!


Compartir
¿En que te puedo ayudar?
¡Hola! Use este cuadro para enviarme un mensaje a través de WhatsApp...